CEPA

CEPA - Centro de Ecología y Pueblos Andinos

  • Aumentar el tamaño de la letra
  • Tamaño de letra predeterminado
  • Reducir el tamaño de la letra
Inicio Chiwanku Nº52: Del Informe de Felipe de Godoy sobre Oruro 1607, 31-10-17

Nº52: Del Informe de Felipe de Godoy sobre Oruro 1607, 31-10-17

Correo electrónico Imprimir PDF

Del Informe de Felipe de Godoy sobre

Oruro 1607

Oruro no existe recién desde 1606. La fundación de la villa de San Felipe de Austria fue el inicio de una nueva etapa en la vida de una aglomeración humana ya existente desde varios siglos. Su ubicación geográfica y los recursos naturales presentes en los cerros y pampas, han seducido a diversos grupos humanos. Han sido los lagos y ríos, el acceso a los valles al este y al oeste en el paso entre norte y sur, los minerales y las posibilidades  de producción agrícola y de ganadería, que moldearon una sociedad original, sustentable y con identidad propia,  hasta llegar a lo que actualmente es la ciudad de Oruro.

El Informe de Felipe de Godoy, escrito en 1607, demuestra cómo el acto de la fundación ha dado un impulso extraordinario a la transformación del “asiento y minas de Oruro” en una villa. Los cambios que se realizaron en el primer año después de la fundación, son impresionantes. Por esta razón, el 1º de noviembre siempre será para los orureños una fecha trascendental.

 

Godoy describe con mucho detalle todo lo que encontró en la nueva villa y su entorno. Además habla de su pasado y da una proyección hacia el futuro muy positivo. Seguramente hubo otros cambios muy importantes en esta larga historia, como en el momento en que el asentamiento uru se transformó en un centro minero incásico y en el día en que Oruro se liberó del yugo colonial. La historia de Oruro se puede ver como una cadena de encuentros y conflictos entre diferentes grupos sociales y etnoculturales, hasta llegar  a ser una ciudad eminentemente intercultural. Es lo que le da identidad y riqueza humana.

El documento de Felipe de Godoy no solamente llega a la conclusión de que la fundación de la villa fue un acierto; además es un clamor caluroso por dar a la nueva fundación todo el apoyo necesario para su desarrollo.

De la misma manera, recordando este documento histórico a la población de Oruro, a ocasión de celebrar sus 411 años de vida urbana, desde la convicción de que a nuestra ciudad le espera un futuro grande y con el clamor por dar a su población todo lo que en derecho le corresponde.

Gilberto Pauwels
CEPA, noviembre de 2017

 

Última actualización el Martes 31 de Octubre de 2017 14:51  

Quien está en linea

Tenemos 89 invitados conectado